La puerta del Arco Iris

La Puerta de Acceso a la Nueva Vida

CÓLNEMAR: LA CLAVE DEL EQUILIBRIO PONDERADO ES LA ESCUCHA PROFUNDA DEL CORAZÓN

(Con todos los acontecimientos que están pasando en el mundo, siento que este es el momento de compartiros estos mensajes de Cólnemar, el Rey de la Raza Azul de Pléyades, que trae la cualidad de la ponderación, del equilibrio en nuestras aguas o emociones interiores. Esa ponderación, ante tanta alarma planetaria por lo acontecido en Japón, es más importante que nunca. Os recuerdo que como Familia hemos alcanzado una frecuencia, una nota ligera, que nos ayuda a pasar por estos momentos planetarios de la forma más sosegada, amable y segura posible.

 

Lo que sucedió en Japón ocurrió el mismo día en que Igneón y yo nos casamos oficialmente en la 3D, el 11 de marzo. Tengo el fuerte sentir interior de que no es casual, y que ambos acontecimientos han marcado una etapa claramente diferente para la Tierra de 3D, que no solo se manifiestan de cara a la conciencia, o frente a unos pocos enterados de nuestra unión, sino que se ha empezado a reflejar fuera, porque lo de Japón ‘va a traer cola’. Hemos de estar preparados, y, sobre todo, no dejarnos llevar por el afuera, sino estar MÁS ATENTOS A ESCUCHAR NUESTRO CORAZÓN que nunca).

 

Claudio me había dicho que hacía días que había sentido que mi esposo, el Rey Cólnemar de la Raza Azul, deseaba hablarle, le animé a que lo hiciera y esto fue lo que Cólnemar le dijo.

 

Claudio: Bienvenido Rey Cólnemar, disculpa no haberte recibido antes, he estado con mucho movimiento y necesitaba estar en quietud para recibirte de forma adecuada.

 

Cólnemar: Está bien Claudio, no te preocupes. Sé que has estado ocupado y que no te ha sido siempre fácil manejarte en armonía.

 

Me he acercado a ti, insistente, porque quiero avisar de que la Familia, en su entrega a los otros, ha conseguido como logro conjunto el equilibrio de los miembros de las razas pleyadianas que la componen. ¿Ves cuánto poder tiene el Amor?

 

No ha pasado tanto tiempo desde que mi amada Rowina diese a conocer las razas con sus virtudes y defectos, pero gracias a la fuente de amor que ha surgido en esta Familia y que ha bañado a su integrantes, es que ahora son capaces de mantenerse con mayor facilidad en el equilibrio que otorgan las cualidades de cada raza cuando están ordenadas, brindando cada uno lo mejor de sí mismo hacia el otro. Esta fuente es muy real y está ahí por el compromiso de ustedes.

 

He observado el crecimiento del conjunto de la Familia y para mí es una enorme satisfacción y orgullo que mi amada Princesa cuente con seres tan comprometidos, tan dispuestos a ver un amanecer distinto, con el matiz que sólo el corazón puede dar.

 

Cada uno enfocado en el corazón, brindando su mejor cualidad, logra equilibrar cualquier indicio de desarmonía en el otro y es así como todos -sin darse cuenta- se sostienen en la maravilla que es su sentir comunitario.

 

Ahora ustedes son equilibrio ponderado, recuérdenlo. Si lo tienen presente, su corazón podrá apoyar a otro miembro de la Familia, cada vez que lo necesite, porque ya están conectados, aunque ustedes conscientemente no se den cuenta.

 

Esto no quiere decir que -ahora que han alcanzado el sentir comunitario en la Familia- deban relajarse a la hora de sostener cada uno en la Verdad del Amor, sino que al no obrar solos, sino de forma consciente dentro de un conjunto unido en su corazón, se permiten estar en equilibrio más fácilmente.

 

Sólo me queda decir que amo inmensamente a la Princesa y a las bellas almas que la apoyan y siguen su sendero, para el máximo logro que todos anhelan.

 

Claudio: Muchas gracias, Rey Cólnemar, es una alegría saber cuánto puede hacer el Amor de Familia.

 

Rey Cólnemar: Gracias Claudio por escucharme. (Lo veo muy feliz).

 

Días después, y tras recibir al Dios Mercurio-Hermes, Claudio volvió a recibir a mi esposo, el Rey Cólnemar, pues se había quedado con la sensación de que le quería decir algo más, pero faltaba que antes viniera Mercurio a hablarle. Mercurio es hijo de Maya, la estrella pleyadiana de la Raza Azul, la Raza del Rey Cólnemar.

 

Claudio: Bienvenido, Rey Cólnemar.

 

Rey Cólnemar: Saludos, Claudio. Es verdad, notabas que algo más te quería decir, pero todavía no estabas listo. Ahora que ya te has comunicado con Mercurio, estás más sintonizado con la energía de Maya (de la estrella de donde procede la raza azul de Pléyades) para poder recibirme. Ahora te das cuenta que las ideas preconcebidas de lo que voy a decir no sirven mucho, pues el corazón siempre entrega novedad y frescura.

 

Este mensaje no tratará de darle la vuelta al asunto de la mejora de la comunicación que tendrán ustedes que hacer para fortalecer a la Familia, este mensaje sí fortalecerá a la Familia, pero no de la forma que creías.  Muy distinto es pensar cómo va a ser la experiencia a vivirla, la mente nunca podrá superar eso, entre tantas y tantas cosas. (sonríe)

 

¿Por qué crees que nosotros (los de la raza azul) sabemos cómo actuar en cada momento, y lo hacemos cuando es el momento justo? La razón, es porque no dudamos de que la Madre nos apoya en todo.

 

La razón por la que tenemos esta confianza tan inmensa en la vida, -que nos hace sostener esta ponderación como raza, al igual que sostenemos esa misma ponderación en las luces y sombras de las razas de Pléyades, para que ningún don prevalezca por encima de otro-, no es por tener una comunicación intensa con nuestra Familia Pleyadiana, (nos comunicamos, sí, pero no es ese nuestro apoyo principal); es porque nosotros sabemos escuchar.

 

La vida, en todas sus manifestaciones, está constantemente comunicando, el movimiento es expresión, es comunicación y nosotros escuchamos y actuamos de acuerdo a ello. Y el escuchar nos permite saber lo que sucede, por ejemplo, en las estrellas vecinas, sin necesidad de visitarlas.

 

Es por eso que les quiero transmitir que la clave del equilibrio ponderado es la escucha profunda del corazón, la percepción profunda del corazón que tienen de ustedes mismos y de su entorno.

 

Sólo desarrollando esa escucha profunda es que podrán demostrarse a sí mismos las magníficas creaciones de la Madre que ustedes son. Porque realmente son magníficos.

 

Mi mensaje no ha sido extenso, porque quiero reflejar lo que es sencillo, y es en esa sencillez que deseo que se amparen.

 

Los quiero mucho, Familia Arco Iris, y gracias por apoyar a mi amada Princesa Rowina.

 

Claudio: Gracias, Rey Cólnemar, por ayudarnos con tu mensaje.

 

MENSAJE RELACIONADO:

 

http://lapuertadelarcoiris.ning.com/profiles/blogs/mercuriohermes-h...

 

Visitas: 113

Comentario

¡Tienes que ser miembro de La puerta del Arco Iris para agregar comentarios!

Participar en La puerta del Arco Iris

Comentario de Luz Elena Pabón Agudelo el marzo 19, 2011 a las 11:16pm

¡Qué alegría! tan grande, saber de este logro, que hemos obtenido como Familia, el EQUILIBRIO

de las Razas Pleyadianas. Y todo gracias al Amor que nos profesamos. De verdad el Amor sí 

tiene mucho poder.

 

Gracias Cólnemar, por estos mensajes tan magníficos, por darnos a conocer el Equilibrio que ahora somos y sostenemos como Familia. El Sentir Comunitario que hemos alcanzado.

seguimos tus consejos, de sostenernos en la Verdad y en el Amor.

Actuar y obrar, siempre unidos en nuestro corazón para estar en equilibrio.

 

Nos enseñas, a no dudar que la Madre, nos APOYA EN TODO, el secreto para actuar en el 

momento justo y preciso. A tener más CONFIANZA en Ella, o mejor a CONFIAR PLENA Y 

TOTALMENTE EN ELLA.

Saber escuchar, otro secreto. Escuchar la vida en todas sus manifestaciones.

Escuchar el movimiento, la naturaleza, el firmamento, el agua, los animales, la misma tierra,

todo lo que nos rodea, escucharnos a nosotros mismos y entre nosotros, con el corazón,

desde el corazón, desde nuestro sentir, desde lo más profundo de nuestro corazón, desde 

nuestra percepción, esa percepción, que debemos despertar, los que aún no lo logramos.

 

Gracias Querido Claudio, por recibir estos mensajes tan importantes, que tanto nos animan,

estimulan y nos dejan enseñanzas tan valiosas. Muchas Gracias.

Gracias Mi Bella Rowina.

Gracias Madre/Amor.

Los saludo a todos con mucho amor.

 

Comentario de Luis Enrique Peñaranda infazón el marzo 19, 2011 a las 8:27am

Gracias  Claudio , una vez  más  nos  traes buenas  nuevas  con  tus  comunicaciones,muchas  gracias.

Gracias  Cólnemar  por  tu  mensaje  del  nuevo  logro  de  nuestra  familia  arco  iris, ahora  somos  equilibrio ponderado  y  estamos  dispuestos  a  escuchar  más  a  nuestro  corazón   y  a nuestro  alrededor  para  saber  que  está  ocurriendo,  y  no  dudamos  que  la  Madre  nos  apoya  en  todo.

Gracias  mi  Madre  Amor  por  tu  apoyo.Te  Amo  mi  Madre  Amor.

© 2018   Creado por Rowina.   Tecnología de

Informar un problema  |  Términos de servicio